Tu cerebro disfruta ver sufrir a tus enemigos según investigadores #ciencia

 (C) Matt Groening

Experimento analizó la reacción de nuestro cerebro con una máquina de resonancia magnética funcional al ver sufrir a personas que uno detesta.

Un equipo de investigadores publicó un artículo en la revista Frontiers in Psychology donde afirman que encontraron un extraño fenómeno tras observar cómo el cerebro humano procesa el dolor de terceros:La sección de nuestro cerebro asociada a la empatía, también conocida como la “matriz del dolor” (“pain matrix”), reacciona de forma diferente entre cuando vemos sufrir a alguien que nos cae bien, o alguien que nos desagrade.

El estudio consistió en 19 voluntarios judíos que en su primera sección les mostraban a ocho ‘protagonistas’ (actores), de los cuales la mitad interpretaban a personas amigables y la otra mitad a neo-Nazis.

Puede parecer algo crudo, pero es porque los investigadores querían minimizar el estigma social asociado a odiar a un grupo de personas, pues si un judío afirma odiar a un neo-Nazi no es mal visto socialmente hablando, lo que le permitió a los voluntarios poder expresarse sin complejos.

Posteriormente, los voluntarios fueron ubicados en una máquina de resonancia magnética funcional (fMRI) para así observar sus cerebros mientras les mostraban a los ‘protagonistas’ siendo sometidos a supuestamente dolorosas inyecciones en las palmas de sus manos.

 

(CC) MSteinberger

 

Cuando los voluntarios observaron a los neo-Nazis experimentar dolor, aumentó la actividad neurológica en la zona del cerebro conocida como el cuerpo estriado, asociado entre otras cosas a la sensación de recompensa. Los investigadores afirmaron que el descubrimiento “es interpretable como sentirse recompensado cuando uno observa a alguien ‘recibir lo que se merece’ (o ‘schadenfreude’)”.

Eso sí, lo que realmente impactó a los investigadores fue encontrar que la matriz del dolor estaba más activa cuando veían sufrir a neo-Nazis que cuando veían sufrir a gente amigable, lo que no implica que sentían compasión hacia los neo-Nazis. ¿Por qué sucede ésto?

Según la publicación, los científicos no fueron capaces de definirse por ninguna explicación en particular que justifique el comportamiento del cerebro en este escenario, pero una posible interpretación es que “procesar el dolor de un enemigo puede ser hasta más importante que procesar el dolor de una persona menos relevante para uno“.

Link: Frontiers in Psychology (vía Motherboard

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s